Las enfermedades reumáticas se definen como una amplia gama de enfermedades que tienen en común la afectación del sistema locomotor. Cada una de estas enfermedades tiene causa, diagnóstico, evolución, tratamiento y pronósticos propias. Lo que tienen en común todas estas enfermedades son DOLOR articular, el cual va en aumento y no debe ser menospreciado. Algunas otras similitudes entre estas enfermedades pueden ser inflamación y debilidad de articulaciones, así como su limitación a la movilidad. En algunas enfermedades reumáticas se pueden afectar algunos otros órganos como corazón, riñones, sistema nervioso, piel y pulmones.

Dentro de estas enfermedades existen grupos como lo son reumatismos degenerativos, infamatorios crónicos, enfermedades metabólicas óseas, reumatismos por microcristales, reumatismos de partes blandas, infecciones y tumores, reumatismos no articulares generalizados.

De manera más específica las enfermedades que pertenecen a este grupo son:

  • Artritis reumatoide,
  • Enfermedad de Still del adulto,
  • Lupus Eritematoso Sistémico,
  • Síndrome antifosfolipídico,
  • Esclerosis sistémica,
  • Poliomiositis,
  • Dermatomiositis,
  • Enfermedad mixta del tejido conectivo,
  • Síndromes de superposición,
  • Vasculitis,
  • Polimialgia reumática,
  • Síndrome e Sjögren,
  • Espondiloartropatías,
  • Artrosis,
  • Artritis infecciosa,
  • Gota,
  • Enfermedades por cristales de pirofosfato cálcico,
  • Osteoporosis,
  • Osteomalacia,
  • Enfermedad de Paget,
  • Osteonecrosis,
  • Fibromialgia,
  • Algodistrofia,
  • Neuropatías periféricas por compresión,
  • Amiloidosis,
  • Eritema nudoso,
  • Paniculitis.
Ir al contenido